Lo más destacado

El crecimiento económico con López Obrador podría ser el más bajo desde 1988

Durante el sexenio de Andrés Manuel López Obrador, el crecimiento económico promedio anual será de 0.3 por ciento, que si bien es positivo, sería el más bajo desde la administración de Miguel de la Madrid entre 1982 y 1988, planteó un estudio realizado por Banca Mifel.

“Ya es prácticamente un hecho que el crecimiento promedio del sexenio de 2018 a 2024 será positivo, pero con un registro probable de 0.3 por ciento y será el más bajo desde la administración de 1982 a 1988”, dijo el banco.

Este resultado, en buena medida, estaría influenciado por la fuerte caída que tuvo la actividad en 2020 como resultado de la crisis económica y sanitaria que enfrentó el mundo por la pandemia de covid-19.

El estudio titulado 2024, el año en el que el mundo vota, realizado por el área de estudios económicos de Banca Mifel, indicó que la institución tiene como proyección que en 2023 el PIB haya tenido un crecimiento de 3.3 por ciento, mientras que para 2024, se prevé una desaceleración con un alza de 2.7 por ciento.

“Desde una perspectiva económico/financiera, 2024 puede ser conceptualizado como dos años en uno. La primera mitad estará marcada por la continuación de varias de las tendencias que hemos identificado. Sin embargo, tres de ellas presentarán puntos de inflexión hacia mediados del año, que serán determinantes para marcar el derrotero no solo de los siguientes seis meses, sino probablemente de los años por venir”, planteó.

Una de las tendencias que pueden marcar el rumbo de la actividad en nuestro país es la relación de la economía mexicana con la estadounidense, y se estima que en el país vecino el PIB avance 1.2 por ciento este año con una desaceleración más marcada durante la primera mitad del año, seguido por un modesto repunte durante el segundo semestre.

“El nearshoring no implica un cambio estructural en la relación entre los dos países. De hecho, anticipamos una política comercial más conflictiva, con un fallo desfavorable a México durante la primera mitad del año sobre el tema del maíz transgénico”, precisó.

La segunda vertiente, enfatizó Mifel es la política fiscal de México, pues para este año el gobierno plantea un déficit, lo que supone que por primera vez la proporción de gasto público a ejercer en la primera mitad del año será superior a la del segundo semestre, con un efecto más notable en el segundo trimestre del año, hecho que “juega un papel crucial en nuestras estimaciones de crecimiento y de variables macro en general”.

El tercer factor es el proceso electoral que tendrá el país este año, y si bien, la atención en México se concentra en las elecciones del domingo 2 de junio, “el día después cuenta, y mucho”.

“Por primera vez la administración entrante toma posesión el 1 de octubre y eso implica al menos dos temas sobre los que deberá pronunciarse de inmediato: el dilema fiscal que deja la administración saliente y la situación de Petróleos Mexicanos, cuyo calendario de vencimientos durante 2024 es particularmente abultado… Por ende, lo político más que un evento será un proceso que marcará la totalidad del año, no solo la primera mitad”, apuntó Mifel.

Con información de La Jornada.

Share this article
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…