Principal

Confirma Gobierno de EU que dará 30 mil visas H-2B para trabajadores temporales

Washington, EU.- En medio de anuncios y advertencias de restricciones a la llegada de extranjeros y llamados a proteger a los trabajadores estadounidenses, el gobierno de Donald Trump anunció este lunes que autorizará 30,000 visas tipo H-2B para lo que resta del año fiscal 2019.

Las visas H-2B son utilizadas por trabajadores extranjeros no profesionales y no agrícolas que laboran temporalmente en empresas de jardinería, complejos turísticos, circos, balnearios, entrenadores y atletas, empleados domésticos y las industrias forestal y hotelera.

La ley actual limita el número de visas de trabajo H-2B otorgadas bajo este programa a 33,000 para el verano y 33,000 para el invierno. Pero debido a un aumento en la oferta y la escasez de trabajadores, los departamentos de Seguridad Nacional (DHS) y de Trabajo (DOL) anunciaron la cuota adicional.

Ambos ministerios dijeron que “publicarán una regla conjunta que pondrá a disposición 30,000 visas de trabajadores temporales no agrícolas H-2B adicionales para el año fiscal 2019”.

Los requisitos

El comunicado detalla que las nuevas visas estarán "disponibles solo para trabajadores que regresan y que recibieron una visa H-2B, o se les otorgó el estatus H-2B durante uno de los últimos tres años fiscales (2016, 2017 o 2018)”.

Ambos departamentos añadieron que “la disponibilidad se restringe al priorizar solo aquellas empresas que sufrirían daños irreparables sin los trabajadores adicionales” para lo que resta del año fiscal 2019.

El gobierno añade que serán para “los trabajadores H-2B (que) han demostrado su capacidad para cumplir con los términos y condiciones del programa y, por lo tanto, e s menos probable que permanezcan en los Estados Unidos y trabajen sin autorización una vez que haya expirado su estatus legal”.

El anuncio indica además que “los trabajadores H-2B a menudo regresan al mismo empleador año tras año en forma estacional, son examinados, confiados y pueden obtener sus visas aprobadas más rápidamente dado su historial conocido”.

El año fiscal estadounidense arranca el 1 de octubre y finaliza el 30 de septiembre del año siguiente.

No es la primera vez

En julio de 2017, cinco meses después de llegar a la Casa Blanca y cuando el entonces secretario de Justicia, Jeff Sessions, ponía en marcha la política migratoria de ‘tolerancia cero’, el gobierno autorizó una ampliación de 15,000 visas H-2B para la segunda parte del año fiscal de ese año.

Al igual que ahora, los secretarios del DHS y del DOL aseguraron que la medida fue tomada para evitar “daños irreparables” a este tipo de industria por la escasez de mano de obra.

En aquella ocasión funcionarios del DHS se negaron a responder preguntas acerca de si la ampliación de la cuota era compatible con las políticas migratorias del presidente, quien desde su campaña declaró la guerra a los inmigrantes y prometió que los puestos de trabajo disponibles primero debían ser ofertados a los estadounidenses.

“Creo que es totalmente compatible. Estamos hablando de negocios estadounidenses que están en riesgo de sufrir daños irreparables si no reciben trabajadores adicionales con visados H-2B”, respondió un funcionario del DHS a una pregunta durante una conferencia telefónica.

En mayo de 2018 el DHS anunció una nueva ampliación de 15,000 visas para la cuota del año fiscal de ese año. Y en marzo

A partir de cuándo

La Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS), agencia federal encargada de procesar este tipo de visas comenzará a recibir solicitudes probablemente a partir del miércoles, una vez que el reglamento sea publicado en el Registro Federal.

De acuerdo con la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA), un trabajador no agrícola "tiene una residencia en un país extranjero que no tiene intención de abandonar y que viene temporalmente a Estados Unidos para desarrollar un servicio o mano de obra temporal (no agrícola) si en este país no se pueden encontrar personas desempleadas capaces de realizar dicho servicio o mano de obra”.

La ampliación de la cuota vuelve a poner en duda el discurso de Trump, quien ha insistido en varias ocasiones que los trabajadores extranjeros le están quitando empleos a los estadounidenses.

En abril del 2017, tras firmar la orden ejecutiva ‘Compre productos americanos, prefiera estadounidense”, dijo que “nadie podrá competir con los estadounidenses por un empleo” y que su gobierno usará “todos los recursos que estén a nuestro alcance para restaurar el sueño americano". (Univisión)

Share this article
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…