UACJ

Nacional

¿Cuánto tendrá que pagarle al SAT si no declara a tiempo?

Ciudad de México.- Cumplir en tiempo y forma con nuestras obligaciones, no sólo evitará que tengamos problemas, sino también puede ayudar a nuestro bolsillo.

Abril es la fecha límite establecida por el Servicio de Administración Tributaria (SAT) para que las personas físicas presenten su declaración anual.

Aunque el fisco otorga un mes para que los contribuyentes cumplan con esta obligación, no hacerlo en tiempo puede hacerlo acreedor a recargos y multas que ascienden hasta 34,000 pesos.

Cabe destacar que las multas son acumulables, por lo que se recomienda a los contribuyentes no dejar el trámite para la fecha límite, ya que en caso de que surja alguna duda o aclaración, tenga oportunidad de resolverla a tiempo.

De multas a multas

En el portal de la autoridad tributaria se establece el costo de las sanciones por los incumplimientos relacionados con este trámite.

Por cada declaración, solicitud, aviso o constancia, realizado fuera del plazo señalado por la autoridad o por el incumplimiento del mismo, puede ser penalizado con una multa de 1,400 a 34,730 pesos.

Si no se presentan las declaraciones por Internet estando obligado a hacerlo, no cumplir con ello o hacerlo de manera tardía, la sanción va de 14,230 a 28,490 pesos.

Y por cada obligación no declarada de manera automática dentro del plazo correspondiente, el fisco impondrá una multa de 1,400 a 17,370 pesos.

El fisco detalla que si no cumple dentro del plazo que se indica en el requerimiento procede una multa adicional. Puede presentar la declaración con posterioridad y de existir un saldo a cargo debe pagar, además de su impuesto determinado, la actualización y los recargos que en su caso procedan.

Luis Velasco, estratega contable de la empresa Aspel, explicó que el cálculo de las multas se hace dependiendo de las omisiones que tenga el contribuyente, algunas se hacen por no presentar algunas aclaraciones como parte de la declaración y otras es por presentar extemporáneamente esta obligación.

Simón Díaz, director general de la plataforma contable El20.mx, agregó que la multa dependerá de la falta de información que el contribuyente cometió y el tipo de declaración que le corresponde a su perfil fiscal.

Enfatizó que dependiendo de este último es como el fisco determina la penalización correspondiente a cada ciudadano.

“Es importante que el contribuyente conozca su perfil fiscal y las obligaciones correspondientes a él, de acuerdo con cada perfil es como se hace el cálculo de cobro en caso de un incumplimiento por parte del contribuyente. Por cada obligación fiscal que incumpla, se van sumando y el monto se hace más grande”, comentó.

Afecta historial crediticio y pierde oportunidades

El incumpliendo de sus obligaciones fiscales también puede repercutirle en otras áreas como su historial crediticio o ser incluido en la lista de incumplidos del SAT.

Díaz advirtió que si una persona física no cumple con sus obligaciones, la autoridad fiscal puede bloquear o cancelar sus sellos para emitir facturas.

Añadió que incluso puede repercutir en el acceso a créditos bancarios en donde algunas instituciones ya solicitan como requisitos las últimas declaraciones presentadas.

Desde el 2008, la autoridad tributaria entrega información a las sociedades de información de los contribuyentes a las sociedades de información crediticia, buró y Círculo de Crédito.

“No es nada más el tema de la multa, sino también este tipo de restricciones con la banca o con otras empresas”, aseguró.

Velasco añadió que no estar al corriente con sus obligaciones también puede repercutir en la obtención de beneficios ofrecidos por el fisco.

“En la medida que decida aplicar para un estímulo o algún beneficio que da la propia autoridad, se les pide comprobar que son contribuyentes cumplidos y en el caso de que se detecte alguna omisión en particular o tener adeudos pendientes, no sería sujeto para aplicar de esta bonificación que se ofrece”, advirtió.

Sin prórrogas

El director de El20.mx indicó que si bien no existe una prórroga y el contribuyente lo hace antes de que la autoridad lo requiera, se puede ahorrar la multa.

“Si el contribuyente presenta este trámite cuando la autoridad se lo está requiriendo, es decir, ya se le fincó la multa, por ello es importante que lo hagan en el plazo correspondiente”, dijo.

Aconsejó que aquellos contribuyentes que no lo hayan hecho, lo hagan antes de que se los requiera el fisco y agregó que en caso de que el contribuyente no lo haya presentado pero no existe un requerimiento por parte de la autoridad, no lo sancionarán.

El estratega contable de Aspel señaló que el único plazo adicional que puede la autoridad otorgar a los contribuyentes establecido es cuando el último día para presentarla cae en días inhábiles o festivos, por lo que se recorre hasta el día en que sea laborable. (El Economista)

Share this article
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…